REFINERÍA SAN LORENZO, BARALT, ZULIA




El 17 de agosto de 1917, luego de solventar algunos inconvenientes de última hora, se inician las operaciones en la Refinería San Lorenzo, ubicada en el actual municipio Baralt, Zulia. Estas modernas instalaciones para la época la convirtieron en la primera refinería en Venezuela y en Latinoamérica.

Todo comienza en 1909, cuando el dictador Juan Vicente Gómez comienza a otorgar concesiones a diestra y siniestra a transnacionales que enloquecieron por la cantidad de petróleo que existía en el subsuelo zuliano. Gómez se reía de la cantidad de visitas que recibía de ejecutivos petroleros del mundo para llevarse esa melcocha hedionda de color negro.

Primero cede veintiséis mil hectáreas a una transnacional británica que fueron a parar a manos del doctor Rafael Valladares, y este las vendió a la Caribbean Petroleum Company, la que perforó el famoso pozo petrolero Zumaque I, y dado su gran volumen de producción diaria, deciden construir la Refinería de San Lorenzo, a un costo aproximado de 300 mil dólares. Esta planta tipo TP-1 tenía una capacidad diaria de refinación de dos mil barriles de petróleo, hasta llegar a 38 mil barriles diarios.

En el sector San Timoteo comienza esta gran producción con la perforación de cientos de pozos petroleros que obligaron a la petrolera a construir un ferrocarril minero de 15 kilómetros de largo, conjuntamente con una terminal a orillas del lago de Maracaibo, y finalmente la recordada Refinería San Lorenzo, muestra fehaciente del progreso y la prosperidad de la nación venezolana.


Por: Agustín Arteaga

APOSTADORES MARACUCHOS


Dos apostadores enfermizos están mirando a la vieja del frente que tiene las piernas abiertas y dicen: - La pantaleta de la señora es negra; el otro apostador brinca y dice: - NO! es marrón... Mandan a un carajito a verificar de qué color es la pantaleta y al regresar les dice: - Se pelaron los dos, ni es negra ni es marrón… son moscas.