LEANDRO LENIN MONTIEL VILLALOBOS

El Zuliano Rajao



Nace en el Hospital Central de Maracaibo, Zulia, el 6 de junio de 1963, el cantante y locutor Leandro Lenin Montiel Villalobos, un marabino muy jocoso y querido en el ambiente gaitero.

Vive los primeros años de su vida en las frescas riberas de Santa Cruz de Mara y en las calurosas calles del sector Amparo de Maracaibo. Realizó sus estudios de primaria en el Colegio Gabriela Mistral del mencionado sector, lugar donde inicia sus actividades artísticas al participar en cuanto acto cultural organizaran.

Su bachillerato lo cursa en el Colegio Gonzaga e ingresa al conjunto gaitero de esta institución educativa. Más adelante, se une a la agrupación gaitera de la Cruz Roja del Zulia, la cual era dirigida en ese momento por Luis García Abbot, con quien viaja por toda Venezuela en los Campamentos Vacacionales.

En 1977 comienza profesionalmente en la gaita de furro con Los Juveniles de Enrique Quiroz (Juve, por jóvenes; y niles, por ser exintegrantes de Los Zagalines).

En 1984 se inicia con los Zagales del Padre Vílchez, y en 1990, se une a Gaiteros de Pillopo, agrupación con la que impone la obra musical de Neguito Borjas titulada El don de saber gaitear. Otros de sus éxitos son: Total zulianidad, Sabe a gaita, Gaita en retreta, Tres días de sol, Los animales, Aguinaldo, La regadera y otras más.

Leandro Lenin vivió también experiencia musical con las agrupaciones: Estrellas del Zulia, Gosugaita, Estrellas del 2000 y Cardenales del Éxito. Para mantener actividad artística fuera de la temporada gaitera, fundó junto a sus colegas Ender Fuenmayor, Pedro Rossell y Huáscar Pacheco, la agrupación de cuerdas Rondalla y Serenata, con la cual se paseaban musicalmente por el pentagrama latinoamericano.

Amante de la salsa y de la gaita; el primer género musical lo inicia al lado de Samuel Portillo Valladares, y segundo cuando funge como conductor de programa El Súper Show de la Gaita, al lado de Juan Carlos Higuera y bajo la producción de Juan José Villalobos.

A causa de un infarto, Leandro Lenin Montiel nos deja el 21 de enero de 2007.

Hoy, desde El Zuliano Rajao, lo recordamos con mucho cariño, porque supo irradiar una energía que conectaba inmediatamente a la amistad.


Por: Agustín Arteaga

APOSTADORES MARACUCHOS


Dos apostadores enfermizos están mirando a la vieja del frente que tiene las piernas abiertas y dicen: - La pantaleta de la señora es negra; el otro apostador brinca y dice: - NO! es marrón... Mandan a un carajito a verificar de qué color es la pantaleta y al regresar les dice: - Se pelaron los dos, ni es negra ni es marrón… son moscas.