FALLECIÓ EL ACTOR DANIEL ALVARADO




Con mucho pesar, participamos el deceso del gaitero y gran actor zuliano Daniel Alvarado. Su muerte ocurrió de forma accidental al caerse de una escalera que une al segundo piso de su casa, ubicada en el municipio Baruta del estado Miranda, Venezuela.

Nuestra palabra de condolencia para su familia, colegas y todo el pueblo venezolano que admiró su gran obra artística por más de 50 años en la gaita, en la televisión y en el cine venezolano.

PRESENTAMOS EL PERFIL DE ESTA GLORIA ZULIANA DE LA GAITA Y DE LAS TABLAS:

Había nacido en Maracaibo, el 12 de agosto de 1949, fue bautizado con el nombre de pila de Dennys Daniel Alvarado Morillo, conocido artísticamente como Daniel Alvarado, y popularmente llamado "El Negrito Fullero".

Este cantante y actor de teatro, cine y televisión, se inicia en la actuación en el Teatro Universitario de la Universidad del Zulia, al cual perteneció durante ocho años, y en el grupo Rajatabla, donde participó en las obras: Los Fusiles de la Madre Carrar, La Madre, La Muerte de Alfredo Gris, entre otras.

En la música se inicia como solista gaitero en la agrupación Juventud de Aranza, del sector Los Haticos de Maracaibo, el cual fue fundado por el presbítero José González Chacín y donde musicalizó la obra del padre González titulada El Esequibo, que lo hizo merecedor de un premio en el Concurso de la emisora Ondas del Lago 1.120 AM.

Tiempo después, ingresa a Cardenales del Éxito, donde obtiene un gran impacto nacional con El Negrito Fullero, de la autoría de Eurípides Romero; también perteneció al conjunto Los Tropicales del Éxito.

Más adelante, viaja a Caracas y se incorpora al conjunto Los Caracuchos, posteriormente a Los Melódicos, donde permanece durante un año y logra "pegar" El Pastorcillo.

En la actuación ha participado en innumerables telenovelas, entre ellas: La Dueña, Samantha, Guerra de Mujeres, Mi Gorda Bella, Mi Prima Ciela, Dulce Amargo y muchas otras más.

Esta gran cantante y actor zuliano tuvo aspiraciones como dirigente social y político.

¡Con mucho dolor despedimos a este querido artista zuliano!


Por: Agustín Arteaga


APOSTADORES MARACUCHOS


Dos apostadores enfermizos están mirando a la vieja del frente que tiene las piernas abiertas y dicen: - La pantaleta de la señora es negra; el otro apostador brinca y dice: - NO! es marrón... Mandan a un carajito a verificar de qué color es la pantaleta y al regresar les dice: - Se pelaron los dos, ni es negra ni es marrón… son moscas.