ASÍ SURGIÓ NUESTRO TEATRO BARALT




1877, en la esquina de las calles Venezuela y Urdaneta, en pleno Centro de Maracaibo, se coloca este día la primera piedra para la construcción del primer teatro de nuestra ciudad, obra que sería inaugurada 6 años más tarde.

En ese mismo lugar, en 1840, el papá del historiador Rafael María Baralt, el militar y funcionario, Miguel Antonio Baralt, improvisó un techado de enea como escenario, donde organizaba conciertos para el público y los pagaba de su propio bolsillo.

Este fue el embrión de lo que sería más adelante el Teatro Baralt, que debió llevar el nombre del papá.

APOSTADORES MARACUCHOS


Dos apostadores enfermizos están mirando a la vieja del frente que tiene las piernas abiertas y dicen: - La pantaleta de la señora es negra; el otro apostador brinca y dice: - NO! es marrón... Mandan a un carajito a verificar de qué color es la pantaleta y al regresar les dice: - Se pelaron los dos, ni es negra ni es marrón… son moscas.