GABRIELA RINCÓN CALCAÑO, POETISA




1904, nace en el corazón de la Plaza Baralt de Maracaibo, la escritora, diplomática, narradora, articulista y activa feminista zuliana, Graciela Rincón Calcaño, conocida como "La Poetisa de la Virgen", quien siempre usó el seudónimo de Eglé Mediavilla.

Fue una poetisa de gran sensibilidad artística y esforzada luchadora por los derechos de la mujer a finales de los años 30's y 40's. En 1912 escribe su primer poema a la edad de ocho años que llevaría por título La Violeta.

En 1942 gana el Concurso de Un Himno Para La Virgen de Chiquinquirá, organizado por el Ejecutivo del Zulia y la Municipalidad de Maracaibo. La música de este himno nativista a La Chinita, Gloria a Ti Casta Señora, le pertenece al maestro Adolfo D'Pool.

En 1945 fue agregada cultural de la Embajada de Venezuela en Cuba y en Haití, y vivió por varios años en República Dominicana y España.

Gabriela Rincón Calcaño obtuvo varios Premios por su fecundo desempeño literario, dejándonos un vasta obra inédita, tituladas: Frente al radiante ocaso, Memoria de una asilada en Santo Domingo, Canciones e himnos para la infancia, La esclava, Mujeres de selección, La tragedia y nosotros, Tres razas hacia el futuro, Poema para mis hijos, De norte a sur, Las novias del triunfo, entre otras.

APOSTADORES MARACUCHOS


Dos apostadores enfermizos están mirando a la vieja del frente que tiene las piernas abiertas y dicen: - La pantaleta de la señora es negra; el otro apostador brinca y dice: - NO! es marrón... Mandan a un carajito a verificar de qué color es la pantaleta y al regresar les dice: - Se pelaron los dos, ni es negra ni es marrón… son moscas.